Tamiz

La otra noche tuve un sueño. Tamizaba ese algo. Recordé y pronuncié con sorna palabras mohínas. ¿Dónde había quedado lo delectable? ¿Dentro de lo básico y profundo o sobre lo que lo ha ido cubriendo? Al despertar no supe si comportarme displicente o desenterrar lo tapiado.

Malditas noches retentivas.

Sinfotracción

Sinfotracción

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s